¿Recordáis aquel proyecto DIY de customización de unos buzones que hice hace ya unos años cuando vivía en mi casa anterior? (por cierto, que viendo ahora las fotos de entonces… ¡puf! me doy cuenta de cómo ha ido evolucionado mi gusto en eso también) Pues este que hoy os traigo del blog Homey Oh My me ha recordado bastante a quél y me ha apetecido compartirlo. Sobre todo, porque es también súper resultón y fácil de hacer (mis dos premisas esenciales a la hora de empezar cualquier proyecto “Hazlo tú mismo“).

Vamos, que lo único que necesitáis son dos latas viejas (o tantas como queráis, claro) y dos pinturas en spray: una blanca y otra de color cobre. Primero pintad con la blanca para dar uniformidad al fondo e impedir que se vea el color original de las latas y, después, aplicad la de cobre para conseguir este acabado final tan glam y femenino.

El resultado…

¿Bonito, verdad?

P.D. Otro DIY para plantas: una jardinera chula de interior.

2 Comments

  • 3 octubre, 2017 Responder

    Littlefew

    Me encanta Bea!!!! quedan muy bien y resultan muy elegantes!
    Un beso guapa 😉
    Laura

    • 4 octubre, 2017 Responder

      Bea Atienza

      Verdad que sí, Laura? A mi también me lo parecen. En tu casita quedarían estupendos. 🙂
      Un beso!

Leave a Comment

Error: Please check your entries!